[Infografía] Avance del reconocimiento de la identidad de género en #México (corte 06/feb/2021)


(Traducción) Blog de McFeely: N.D. Los republicanos se mueven contra atletas #trans; podrían afectar los juegos de la NCAA en el estado de #Idaho #EU


Escrito por: Mike McFeely | 12 de enero de 2021 / Fuente: INFORUM

Una ley similar fue declarada recientemente inconstitucional en Idaho, pero la NCAA sigue reflexionando sobre si los juegos de torneos deben prohibirse en el estado.

BISMARCK — Los republicanos de Dakota del Norte han presentado un proyecto de ley que prohibiría a atletas trans competir en deportes de equipo de su género preferido.

Aparte del verdadero propósito del proyecto de ley, que es discriminar a los estudiantes LGBTQ, también podría afectar la capacidad del estado para organizar eventos sancionados por la NCAA si se aprueba.

El Proyecto de Ley 1298 de la Cámara de Representantes dice que las escuelas que reciben fondos públicos no podrían permitir que un atleta al que “se le asignó el sexo opuesto al nacer participe en un equipo atlético… que es exclusivamente para mujeres o exclusivamente para hombres”.

El proyecto de ley también prohibiría a las entidades financiadas por el estado patrocinar eventos deportivos que incluyan atletas transgénero y no permitiría que las instalaciones financiadas por el estado permitan a los atletas transgénero competir en ellos.

Ver iniciativa:

https://es.scribd.com/document/490516862/N-D-HB-1298#fullscreen&from_embed

El proyecto de ley está patrocinado por los representantes republicanos Ben Koppelman (West Fargo), Lisa Meier (Bismarck), Bob Paulson (Minot), Austen Schauer (West Fargo), Kathy Skroch (Lidgerwood), Vicky Steiner (Dickinson), Steve Vetter (Grand Forks) y los senadores David Clemens (West Fargo), Jordan Kannianen (Stanley) y Janna Myrdal (Edimburgo).

Leyes similares se han abierto camino a través de las legislaturas estatales en los estados controlados por los republicanos en los últimos años. Vienen con consecuencias.

Una ley aprobada en Idaho en 2020, erróneamente titulada la “Ley de Equidad en los Deportes Femeninos” para hacerla más aceptable para el público, podría costarle a Boise un torneo regional de baloncesto masculino de la NCAA en marzo de 2021. El Proyecto de Ley 500 de la Cámara de Representantes de Idaho, al igual que la ley propuesta por Dakota del Norte, prohíbe a mujeres trans participar en deportes femeninos.

Un juez federal declaró la ley inconstitucional en agosto, invocando una orden preliminar. Esa no es la última palabra en la demanda, pero el juez dijo que “es probable que los demandantes tengan éxito en establecer que la Ley es inconstitucional”.

Eso no ha impedido que la NCAA indique que podría tomar medidas. El órgano rector de los deportes universitarios, que durante mucho tiempo está dispuesto a mover sus competiciones de los estados que promulgan leyes discriminatorias, ha indicado que está reflexionando sobre si mover los juegos de torneos de baloncesto de la NCAA. Todavía no ha tomado una decisión, diciendo que en noviembre esperará a ver si hay una decisión final sobre el caso judicial.

Esas son implicaciones del mundo real de la HB 1298. El mayor insulto sigue siendo, sin embargo, que es una ley abiertamente discriminatoria dirigida a los jóvenes, envuelta en el disfraz de tratar de hacer las cosas “justas” para otros atletas.

(Lxs lectores pueden comunicarse con el columnista del Foro Mike McFeely al (701) 451-5655 o mmcfeely@forumcomm.com)

@GenderJustice organización sin fines de lucro de #Minnesota #EU demanda a @USAPowerlifting por discriminar a @jayceeisalive y atletas #trans


Por Por Allie JohnsonPublicado / Por SportsFox / 12 de enero de 2020

MINNEAPOLIS (FOX 9) – Gender Justice, una organización sin fines de lucro con sede en Minnesota que aboga por la equidad de género, está demandando a USA Powerlifting por presuntamente discriminar a atletas transgénero.

Gender Justice y co-consejero Nicholas Kaster presentaron una demanda contra USAPL y su capítulo de Minnesota el martes, acusando a las organizaciones de violar la Ley de Derechos Humanos de Minnesota cuando prohibió competir a JayCee Cooper, una mujer transgénero de 33 años de Minneapolis, y a todos los demás atletas trans.

Según la demanda, la USAPL negó a Cooper competir en el Minnesota State Bench Press Championships en enero de 2019 porque es transgénero y revocó su tarjeta de competencia, lo que la hizo inelegible para competir en futuros eventos de la USAPL.

“Estaba devastada”, dijo Cooper en una conferencia de prensa el martes. “Había estado entrenando durante meses. Hasta ese momento, había experimentado tanto amor y comunidad en torno al deporte, por lo que fue muy decepcionante ver que no tenía más acceso hacia adelante”.

La demanda dice que la USAPL luego emitió una política formal “que prohíbe categóricamente que todas las mujeres transgénero participen en las actividades de la USAPL”.

La política es un posicionamiento atípico entre las organizaciones deportivas internacionales, nacionales y locales, muchas de las cuales han adoptado recientemente políticas más inclusivas cuando se trata de atletas trans, según la demanda. Erin Maye-Quade, ex legisladora de Minnesota y actual directora de defensa de la Justicia de Género, dijo que la política de la USAPL que prohíbe a los atletas trans competir es “crear problemas donde no los hay”.

“La promulgación de políticas transfóbicas en el atletismo no solo daña a los atletas trans y nos lleva a la dirección equivocada, sino que perjudica a los deportes femeninos en su conjunto al distraernos de las amenazas reales a los deportes femeninos: racismo, desigualdad salarial, abuso sexual y la falta de oportunidades atléticas en las escuelas, por nombrar solo algunas”, dijo Maye-Quade.

En 2019, Cooper presentó una demanda de discriminación contra la USAPL y su capítulo de Minnesota ante el Departamento de Derechos Humanos de Minnesota. Durante la investigación del MDHR sobre la denuncia, las organizaciones celebraron varios concursos en Minnesota con la política vigente que prohibía a las mujeres transgénero como Cooper participar en la competencia de mujeres, dice la demanda.

El mes pasado, la USAPL anunció una nueva categoría de competencia para “todos y cada uno de los atletas sin importar cómo se identifiquen”, según su sitio web. Sin embargo, la demanda alega que es una “división separada y desigual” y no proporciona un camino para la competencia internacional.

“No quiero que nadie experimente lo que yo y otros atletas trans tenemos y seguimos experimentando, teniendo nuestra dignidad humana básica cuestionada y oportunidades negadas porque somos trans”, dijo Cooper sobre su decisión de seguir adelante con una demanda. “Todos nos beneficiamos cuando los deportes son lo más inclusivos posible”.

Piscina “solo para mujeres” de #Sydney #Australia genera controversia por prohibición de acceso a algunas mujeres #trans


Por Megan Gorrey / 12 de enero de 2021 / Fuente: The Sydney Morning Gerald(https://www.smh.com.au)

La controversia ha estallado después de que los operadores de los baños solo para damas de Coogee en el este de Sydney sugirieran que solo las mujeres transgénero que se habían sometido a una cirugía de reasignación de género podían usar la popular piscina.

McIver’s Ladies Baths, construido en 1886, es la única piscina costera de Australia que sigue siendo estrictamente dominio de mujeres y niños después de que el gobierno de NSW concediera a los baños una exención de la Ley contra la Discriminación en 1995.

*Baños de McIver en Coogee, una piscina “solo” para mujeres y niños. CRÉDITO: EDWINA PICKLES

De la noche a la mañana, la Asociación de Natación de Damas Randwick y Coogee, que opera los baños, atrajo críticas por una respuesta a una pregunta en su sitio web, que preguntaba: “¿Se permiten las mujeres transgénero?”

“Sólo se permite la entrada a las mujeres transgénero que se han sometido a una cirugía de reasignación de género”, declaró el club.

La respuesta -que desde entonces ha sido eliminada del sitio- desencadenó la oposición y la confusión de los usuarios de medios sociales de la noche a la mañana, con uno comentando en Facebook: “De forma genuina en baños de mujeres, ¿cómo planea hacer cumplir esta política? ¿Le preguntarás a alguien que no creas que parece lo suficientemente ‘hembra’ como para tirar husmear debajo de su trabajo de baño?”

Para el martes por la tarde, el sitio web del club había modificado la respuesta a la pregunta para decir: “Las mujeres transgénero son bienvenidas a los baños de damas de McIver, nuestra definición de transgénero es según la Ley de Discriminación de NSW”.

Según la ley, una persona transgénero es alguien cuyo sexo registrado ha cambiado bajo la ley.

El club no proporcionó más detalles sobre cómo se podría hacer cumplir dicha política, sino que declaró en Facebook que “la entrada a los baños de damas de McIver es para mujeres y niñas (edad abierta) y niños de hasta 13 años”.

Esta respuesta provocó más confusión, con un usuario de medios sociales comentó sobre la eliminación de la respuesta inicial: “¿Significa esto se ha cambiado la postura y aceptará a todas las mujeres trans? ¡Espero que sí!”


Desde entonces, la respuesta se ha eliminado de la sección de “preguntas frecuentes” del sitio web de la asociación.

Pero otro usuario sugirió que la respuesta modificada del club -indicando que solo daban la bienvenida a visitantes transgénero que habían rectificado su sexo registral ante la ley- todavía podría permitirles “prohibir a las personas trans preoperatorias”.

El sitio web del club dice que la piscina “proporciona un lugar seguro para mujeres de muchas edades, religiones y orígenes” y que es “un santuario de curación, aceptación y seguridad”.

El club dirigió las solicitudes de comentarios al Ayuntamiento de Randwick.

Un portavoz dijo que el consejo era “una organización incluyente que valora la diversidad en nuestra comunidad, y siempre ha apoyado la inclusión de mujeres transgénero en McIver’s Ladies Baths”.


El club promueve la piscina como un “lugar seguro para todas las mujeres”. CRÉDITO: NICK MOIR

El portavoz dijo que los baños estaban ubicados en tierras de la Corona y subarrendados a la asociación, que eran “en última instancia responsables de la gestión y la entrada a los baños”.

“Entendemos que la asociación siempre ha tenido una política de inclusión y hemos estado en contacto con la dirección de los baños para pedirles que comuniquen con mayor precisión esta posición inclusiva sobre el tema en su sitio web”.

No es la primera vez que el tema de las mujeres transgénero que usan la piscina ha suscitado controversia.

En 2010, el Herald informó que los representantes del consejo recibieron quejas después de que una persona que dijo que estaba en proceso de transición fuera a usar la piscina.

Las dos compañeras femeninas del visitante habían asegurado a los nadadores que su amiga, una mujer trans, estaba recibiendo terapia hormonal.

Una portavoz del consejo dijo en ese momento: “El tema de permitir que las personas transexuales, o las personas que pasan por el proceso de un cambio de sexo, utilicen los baños de damas de McIver en Coogee es extremadamente sensible”.

“Alguien todavía puede exhibir características masculinas, a pesar de haber tenido un cambio de sexo”, dijo la portavoz.

Megan Gorrey es la reportera de Asuntos Urbanos en The Sydney Morning Herald.

(Traducción) La fragilidad de Elliot Page y la comunidad transgénero de @TheAdvocateMag por John Casey (02/dic/2020)


Tomado de Advocate.com / 02 de diciembre de 2020 / Por John Casey/ Estados Unidos / Traducción libre


La delicadeza está ahí porque el odio todavía prevalece, pero todes podemos unirnos para combatirlo.

Parte del problema de crecer en un entorno totalmente blanco, cisgénero y heterosexual es que te impacta cuando comienzas a escapar de ese capullo de mente estrecha y comienzas a vivir una vida más diversa.

Incluso ir a la universidad, para mí, seguía siendo una extensión de ese aislamiento. No hubo interacción con nadie que fuera diferente. Había estudiantes negros, pero no muchos. Había algunos estudiantes y profesores sospechosos de ser homosexuales, pero presuntamente se podían contar con una mano. Había lo que llamábamos “marimachos” y “mariquitas”, pero existían en las afueras de lo que aparentemente se llamaba el parámetro normal. Freaks más que auténticos.

Luego, cuando escapé de ese mundo con un boleto de ida desde los suburbios blancos como un lirio a Washington, DC, tuve un rudo despertar. De repente, ser negro, ser gay, ser “diferente” fue la nueva realidad. Recuerdo tener miedo de los negros por la noche, de los homosexuales en el trabajo, de las drag queens en los bares y de las personas transgénero en el metro. Puedo citar un “sé dónde estaba” cuando comencé a experimentar estas realidades por primera vez en mi vida.

Incluso convertirme en un hombre abiertamente gay no borró por completo la intolerancia de mi mente y la sonrisa de satisfacción en mi rostro cuando veía a alguien que pensaba que era un fenómeno: la palabra un residuo que surgía de las últimas plagas de crecer en ese capullo de mente estrecha. Todavía miraba con horror a cualquiera que fuera transgénero, aún menospreciaba a las drag queens y aún me burlaba de los hombres que usaban vestidos.

Mi mejor amigo de toda la vida, que vive en Seattle, estuvo conmigo durante dos experiencias en las que nuestro comportamiento fue abominable y en las que miro hacia atrás con horror, tristeza y un inmenso pesar por mis acciones. Hace veinte años, durante dos salidas juntos, literalmente lo arrastré a bares gay con resultados vergonzosos y vergonzosos.

Una vez en Nueva York y después de un día de copas, fuimos a un bar gay y conocimos a una gran drag queen. Lo dejé solo con ella mientras iba y trataba de ligar con un chico, como era mi costumbre. Pero en ese momento, pensé que era histérico que lo dejara para hablar con un “bicho raro”. Al día siguiente, nos reímos de ella, nos burlamos de ella y difamamos su apariencia con sarcasmo. Éramos inconcebiblemente desagradables, hablando como si fuéramos mucho mejores que ella.

Luego, una vez en South Beach, después de emborracharlo como la única forma de llevarlo a un bar gay para que yo pudiera echar un polvo, vio a una hermosa mujer hispana. Ella estaba. Ella también era transgénero, y yo lo sabía, y él no. Qué mejor manera de “avergonzarlo” de nuevo que hacer que la conozca, lo cual hizo. Ambos parecían felices. Él es un chico muy guapo y ella era una mujer hermosa. Cuando más tarde miré por encima del hombro y vi que las cosas se estaban poniendo pesadas, me acerqué a él y le susurré al oído: “Ella es un hombre”. Me miró horrorizado, salió corriendo del bar y me miró lívido durante el resto del viaje.

Y he estado lívido conmigo mismo por el resto de mi vida. Qué excusa más patética para una persona que solía ser.

Me duele escribir sobre estas historias. Tengo lagrimas en mis ojos. Ambos sabemos ahora que lo que hicimos estuvo mal, pero lo que está mal es que ese comportamiento todavía ocurre hoy, y eso no solo es triste, no solo imperdonable, sino también fatalmente peligroso.

Cuando Elliot Page se anunció, encontré que su publicación de Instagram era una de las piezas más directas, directas y aterradoras sobre cómo llegar a un acuerdo con quién eres. Fue brutalmente honesto cuando dijo:

“Mi alegría es real, pero también frágil. … Yo también tengo miedo. La discriminación hacia las personas trans es generalizada, insidiosa y cruel, y tiene consecuencias horribles ”

Tristemente tiene razón. Cuarenta personas transgénero y no conformes al género han muerto por violencia en lo que va de año en los EE. UU., Y el fin de semana pasado, una de mis actrices favoritas, Laverne Cox, y una amiga fueron atacadas por un agresor anti-transgénero en Griffith Park de Los Ángeles. Escuchar sobre este ataque fue como un puñetazo, porque no importa quién eres, el odio sigue siendo tan frecuente.

Lo que más duele fue la muerte de una mujer transgénero de Miami, Skylar Heath, que está siendo investigada como homicidio. No era famosa y no tenía tanta suerte. Fue asesinada. Y añadiendo un insulto a la herida letal, fue malgenerizada y desgenerizada en un obituario. Esto solo demuestra que hay personas a las que simplemente no les importa y se niegan a tomarse el tiempo para comprender lo que significa ser transgénero. La comunidad sigue siendo marginada injustamente.

Fue alentador escuchar al presidente electo Joe Biden convertirse en el primero en mencionar la palabra “transgénero” en su discurso de victoriay prometer ser un defensor de las personas trans durante los próximos cuatro años. Sabemos muy bien que esto será un cambio radical de lo que hemos visto durante los últimos cuatro años: ignorancia, intolerancia y odio (no hay otra palabra para eso) de la administración Trump hacia esta comunidad que aún es frágil. – una palabra adecuada que Page utilizó sabiamente.

La comunidad transgénero parece estar en un precipicio, donde personas como Page, Cox y, aunque tiene sus defectos, Caitlyn Jenner gradualmente han puesto una cara más tolerante a ser su yo auténtico. Del mismo modo, el apoyo vocal de la estrella del baloncesto Dwyane Wade a su hija dice mucho a esos tipos machos que siguen siendo uno de los últimos bastiones del odio hacia las personas transgénero. Con el anuncio de Page, es de esperar que más mentes cambien, particularmente con las más jóvenes y la próxima generación, de modo que la fragilidad que Page siente algún día sea inexistente.

Si bien escribo con orgullo para este increíble medio de comunicación, puedo admitir que, como hombre que se acerca a los 50, yo también sigo aprendiendo sobre la comunidad transgénero. Leí libros, vi una cantidad incalculable de documentales y me comuniqué con algunas personas para que me ayudaran a comprender mejor lo que se necesita, lo cual, cuando lo entiendes, es coraje, para ser tu yo auténtico. El hecho de que sea un escritor apasionado y animador de la comunidad LGBTQ + no significa que sea un experto o el que tenga más conocimientos cuando se trata de cada una de las letras de nuestro acrónimo.

T es la cuarta letra y, en ocasiones, las personas transgénero pueden sentir que ocupan el cuarto lugar en el orden jerárquico de lo que es importante para las personas LGBTQ +. Eso podría ser cruelmente cierto en la sociedad y debería importarnos a todos. Ya sea LGBTQ + o + QTBGL, estamos todos juntos en esto, y debemos entender fielmente lo que significa cada una de esas letras para que nadie se sienta frágil, sino más bien envalentonado porque estamos juntos y tenemos empatía el uno por el otro.

Es posible que muchos de ustedes vivan en vecindarios o áreas del país totalmente blancos y completamente heterosexuales donde una persona transgénero existe solo en la televisión, pero no pueden estar seguros de eso. Los capullos de hoy todavía existen, pero con radiantes mariposas atrapadas dentro. Sin lugar a dudas, alguien en su entorno se siente enormemente dolido, inauténtico y abatido porque no ve un camino para ser su yo auténtico. Cuando escuchan sobre Elliot, es probable que haya una mezcla de orgullo y dolor porque se sienten muy lejos de la realidad de Elliot, que está muy lejos de su capullo sofocante y encadenado.

Para todas aquellas personas que se sienten desesperadas, acosadas, de quienes se ríen y frágiles, estamos con ustedes, y al menos para mí, estoy haciendo todo lo posible por amarte, apreciarte y comprenderte mejor. T ya no será una ocurrencia tardía.

John Casey es editor general de The Advocate.

Mujeres #trans de los 50: varias de sus historias fueron inspiraciones lejanas cuando habitarme parecía un sueño imposible #MeAmoTrans #LesAmoTrans


Por Rebeca Garza / 06 de noviembre de 2020 /Querétaro, México.

Recuerdos que se detonaron

Esta icónica foto la volví a ver hoy gracias a la página de Facebook de Resistencia Queer y se llama “Mujeres trans de los 50”, sin embargo, en mi detonó otros recuerdos.

Soy una una mujer trans de 42 años, nací en el 78 y aunque desde el kinder se me adjudicó el adjetivo de “marica” (y lo que se le pareciera en diferentes escalas de violencia) nunca me sentí interpelada por eso. Pero siempre buscaba algo pero no sabía qué.

Recuerdo que en quinto o sexto año de primaria, ya que mi papá me había enseñado a usar las Enciclopedias que había en casa, empecé a buscar lo que significaba “homosexualidad” y no encontraba nada que me hiciera eco o le diera sentido a mi vida.

En algunos lugares de las repisas improvisadas las enciclopedias se revolvían con los libros de medicina de mi padre y empecé a hojearlos. No entendía mucho de lo que decían pero llegué a un libro de Endocrinología en donde se abordaba algo que llamaban “hermafroditismo” y eso me atrapó. En un apéndice llegué a un apartado donde no sólo hablaba del homosexualismo como una enfermedad sino de cómo tratarlo: hormonas, terapia psicológica y otras que no recuerdo y los últimos 3 a 5 párrafos hablaban de “casos incurables” que llamaban “transexualismo”. En un sólo párrafo recuerdo claramente que afirmaba que no funcionaban las otras terapias como con respecto al “homosexualismo” y prácticamente reportaban “reincidencias” (así le llamaban al hecho de volverse a identificar como mujer discursivamente o por su expresión de género) por lo que reportaban más como anécdota que como interés médico sobre algunos casos en donde a estas personas les proporcionaban hormonas para vivirse como mujeres (no hablaban de hombres trans) pero el tono del enunciado era más bien como “seguir el juego a su locura” que por dignidad y compasión humana ante el dolor sufrido por una sociedad que les rechazaba y sigue rechazando a la diversidad humana. Era un libro de cuando mi padre estudió en los 70 su carrera y no recuerdo en que año fue escrito.

Ahí sentí una epifanía, el mundo se abrió ante mí, tuvieron sentido muchas sensaciones y sentimientos que escondía sin culpa pero con miedo y tuve una lejana esperanza.

Me dije: “Soy transexual”.

Y lo guardé solo para mí por muchos años. Se lo conté por primera vez a quien fuera mi mejor amigo en la secundaria en Nuevo León quien es gay. La palabra me acompañó cuando se lo confesé a mi papá y a mi mamá como a los 18 años, me amenazaron con sacarme de la universidad si “se enteraban que hacía mis cosas allá afuera” y me hicieron preguntas sobre con cuantas personas me había acostado cuando mis pensamientos en relación al sexo eran otros.

La palabra me acompañó cuando me perdía horas en la biblioteca de la Preparatoria 7 y de la Biblioteca Universitaria Capilla Afonsina de la UANL. Después tuve acceso a internet en la universidad con mucha mayor libertad y empecé a buscar en Netscape, Yahoo, Altavista y luego Google (sí, hablo de los 90) todo lo relacionado con “transexual” y después de leer y leer recuerdo que conocí la historia de Le Carrousel que fue muy famoso y conocido en Paris en los 50 por diferentes razones: para las personas cisgénero era acercarse con el glamour, la elegancia, la belleza al mito transexual de los 50 que explotó con el caso de Christine Jorgensen durante la posguerra no solo para olvidar sus atrocidades sino también para ocultar las historias de violencia y tristeza que había detrás de sus figuras principales, y para las personas transexuales, figuras principales de Le Carrousel, una sala de fiestas de los Campos Eliseos de aquella época, era quizás como le pasó a Sor Juana Inés de la Cruz: encontraron el único espacio donde podían llevar un vida lo mas digna y habitable posible que les permitía el entorno violento de la época. Para Sor Juana fue el claustro; para ellas, las noches de cabaret.

Además estaba el secreto a voces: se dice que las hormonas, particularmente los estrógenos, llegaban con facilidad y producían unos efectos de feminización impresionantes para la época. No solo era mediático para la prensa cis-sensacionalista sino también para cierta clase de hombres cisgénero con capital politico y económico, algunos relacionados con la aristocracia y el arte. Estas mujeres icónicas trans creo que también sacudieron la sexualidad cis-binaria y hetero de aquella época, particularmente a la figura del hombre heterosexual.

Para algunas, le Carrousel no era la meta sino Casablanca donde el cirujano George Boreu realizaba cirugías de reasignación genital a partir de una técnica desarrollada entre 1956 y 1958 puesto que en Europa estas cirugías implicaban sanciones al personal médico ya que estaban prohibidas por “amputar tejidos sanos”. El cissexismo articulado entre la medicina y las leyes operaba de forma institucional y limitaba sus vidas para acceder a servicios de salud.

George Boreu

Para una persona de 18 años en los 90, de clase media, de zona urbana, que estudia la universidad en un Nuevo León muy clasista, machista, racista y homolesbobitransfóbico dentro de una familia muy conservadora con formación cristiana Pentecostés fue una gran inspiración conocer estas historias.

Me parecían tan lejanas. ¡Eran de los 50 y yo tan joven pero no veía futuro en mi vida! Pero tampoco deseaba sacrificar mis sueños de estudiar como mis hermanos hombres (los tres, quienes no se tenían que ver ante la misma disyuntiva que yo) y ante las insistencias de que “fuera y me comportara diferente” en algún momento de mis 16-18 años decidí ser yo hasta donde podía. Las burlas, las agresiones, el acoso sexual en la escuela, en el transporte público y el callejero se hicieron parte de mi vida cotidiana desde muy temprana edad.

Dediqué muchas horas de internet en leer sus historias una y otra vez. Muchas aún las recuerdo. Hoy deseo rememorarlas con profundo cariño y agradecimiento porque sus historias me acompañaron. Desgraciadamente no recuerdo haber leído las historias de otras de las mujeres trans que aparecen en la foto. Sería un buen ejercicio rastrear el resto de las historias.

Rebeca Garza
@Rivka_Azatl

Capucine

https://youtu.be/kdPwuI_ApYY

Capucine es la primera persona de la izquierda, mira de reojo y alguien le toma de la cintura. Capucine es la palabra francesa para la flor de la capuchina.

“De todos modos, el corazón de Capucine estaba atravesado por un conflicto: ¿el suggar daddy y el lujo o los jóvenes y la penuria? Por supuesto, el lujo siempre ganó al final porque el cuidador de Capucine era un millonario muy famoso, lo que le permitió superar la colección de visones de Coxy. Pero a diferencia de Coxy, Capsy también quería ser ‘una dama’. Esto la puso en dilemas agonizantes cuando se enamoró de un albañil o un excavador de caminos (lo cual era con frecuencia, porque Capsy no podía resistir el boue ).” [April Ashley]

De acuerdo al blog de Zagria, en 1960 acudió a Casablanca para someterse a una cirugía de reasignación genital. En 1961 protagonizó la extensión de Amsterdam de Madame Arthur que era un lugar de cabaret travesti/trans en la Rue des Martyrs, distrito 18 de París. En 1963 formó parte de la primera gira de Le Carousel por Japón. También actuó en Le Boeuf sur le Toit en París (El buey en el tejado), nombre de un célebre cabaret-bar parisino, fundado en 1921 por Louis Moysés, que originalmente estaba ubicado en 28, rue Boissy d’Anglas en el distrito 8 de París.


Capucine en Madame Arthur, abajo a la derecha

“Artistas de todo tipo acudieron a Le Boeuf. En la pared, reinando sobre la escena, estaba la ahora famosa obra dadaísta de Francis Picabia, L’Oeil Cacodylate (El ojo cacodílico). Pero el bar era principalmente de música. Se podía escuchar a Jean Wiéner interpretando a Bach, al virtuoso pianista Clément Doucet interpretando a Cole Porter o a Marianne Oswald cantando las canciones de Kurt Weill. Podrías encontrarte con Stravinsky, Francis Poulenc, Catherine Sauvage o Erik Satie. Los invitados frecuentes también incluyeron al joven compositor estadounidense Virgil Thomson y otros músicos clásicos de Le Six. Músicos de jazz de otros clubes de París se presentaban en Le Boeuf después de horas y tocaban hasta bien entrada la noche, porque París era sobre todo la ciudad del jazz. En Francia, la expresión “faire un Boeuf” es utilizada por los músicos hasta el día de hoy para significar “tener una jam session” y deriva del nombre de este cabaret.” [Wikipedia].


Capucine y Cocinelle

A diferencia de Coccinelle, Bambi y April Ashley, Capucine nunca publicó su autobiografía. Se desconoce donde nació. ¿Era parisina? Tampoco se sabe lo que le pasó a ella después de mediados de los sesenta. El artículo de Female Mimicsse compone principalmente de fotografías con texto sin contenido. Hay una comparación obvia con Hans Crystal, quien también fue una estrella femenina en el 82 Club, tuvo su cirugía de reasignación genital a mediados de la década de 1960 y también desapareció de la vista.

Hans Crystal

Estos 20 números de la revista Female Mimics se publicaron entre 1963 y 1979. Presentan fotografías y perfiles de mujeres trans performistas o imitadoras y cuenta la historia y la importancia de las imitaciones femeninas en un artículo de Bob Davis y Carol Kleinmaier en una edición de 1995 de Ssshhh !: The Newsletter of the National Transgender.


Antiguo programa de Madame Arthur y Carrousel

April Ashley

Ella es la cuarta persona de la izquierda, la reconocerán por el flequillo corto al estilo de Audrey Hepburn. Prácticamente se encuentra a la mitad de la foto y al parecer estaba iniciando en esa foto dada la evolución que se verá más adelante.

Desde mi punto de vista es una de las figuras con una de las vidas trans más sorprendentes por cómo logró superar muchas adversidades pero también sobre cómo se enfrentó al cissexismo imperante de la época que le llevó a ser ser modelo de la portada Vogue hasta que un reportero sacó la nota que “no era mujer” y ahí concluyó su carrera del modelaje.

April Ashley

También tuvo una relación romántica con un aristócrata, se casaron pero dicho matrimonio fue anulado en Gran Bretaña sentando un terrible precedente con respecto a las uniones civiles entre personas trans y cis del que aún dicho país no se supera.

De acuerdo a la página Mujeres Bacanas, nació el 29 de abril de 1935 en Liverpool dentro de una numerosa familia católica y sufrió acoso por parte de su entorno al ser considera “demasiado delicado” . De acuerdo a Wikipedia, que tiene datos más exactos, en 1951 a los 16 años se unió a la marina mercante -porque su padre era naval- buscando una forma de encajar ya que su madre la detestaba contrario al cariño que Ashley recuerda recibía de su padre a quien veía poco pero fue violada por un compañero de cuarto lo que le llevó a su primer intento de suicidio, para el segundo intento de suicidio fue recluida a la institución mental de Ormskirk, localidad situada en el condado de Lancashire , en Inglaterra ( Reino Unido )a los 17 años para recibir un “tratamiento”.

April Ashley

Es interesante como en esta entrevista se hace evidente el cissexismo normalizado dado que le preguntan acerca de cuando Ashley se sentía mujer sin hacerse ellas mismas, las entrevistadoras, esa misma pregunta asumiendo que ellas “nacieron mujeres”. Ashley es muy educada al contestar. También me resulta incómodo el momento en que pasan su fotografía antes de transicionar como para reafirmar, ante posibles personas televidentes incrédulas que efectivamente “era hombre”. Finalmente, al igual que Ashley confiesa en la entrevista, en mi infancia cada noche pedía que al amanecer pudiera vivir como niña. Rebeca Garza.

A fines de 1950 se muda a Paris y se une con Cocinelle al elenco del Teatro Carrousel. De acuerdo a la información de Wikipedia. A los 25 años, después de ahorrar 3,000 Liras acudió con el Dr. Georges Burou para una cirugía de reasignación genital de 7 a 12 hrs de duración donde a pesar que perdió todo el cabello y sufrió intensos dolores, la operación fue considera un éxito.

http://www.april-ashley.com
April Ashley

Antes de la cirugía del 12 el mayo de 1960 era conocida como Toni April pero al regresar a Gran Bretaña empezó a usar el nombre de April Ashley y se convirtió en modelo de pasarela exitosa apareciendo en Vogue y en diversos proyectos cinematrográficos como un papel menor en la película “Dos frescos en órbita“, que protagonizaron Bing Crosby y Bob Hope hasta que la revista The Sunday publicó un reportaje transfóbico y cissexista llamado “El Secreto de Ella” (Her’ secret is out) donde con sensacionalismo abordaban detalles íntimos de su cirugía y su vida personal como una forma de violencia que Julia Serano llama transmistificación y objetivación donde la dignidad de la persona trans se reduce al proceso de transición desde un abordaje cissexista, genitalista, invasivo y sensacionalista lo que inevitablemente provocó el fin de su carrera.

“El Secreto de Ella” de la revista The Sunday
https://www.dailymail.co.uk/tvshowbiz/article-2160560/April-Ashley-MBE-My-night-Michael-Hutchence-Briton-sex-change.html
“El Secreto de Ella” de la Revista The Sunday

El cissexismo y la transfobia alrededor de su matrimonio con el aristócrata Arthur Corbett en 1963 sentó un terrible precedente para las personas trans en Gran Bretaña. A pesar que Corbett conocía la historia de Ashley cuando se casaron, el matrimonio se disolvió rápidamente. Cuando Ashley solicitó la pensión de manutención que le correspondía por ley, Corbett presentó una demanda de nulidad de matrimonio en 1967 misma que fue concedida en 1970 ya que el tribunal consideró que era un hombre (Wikipedia).

Arthur Corbett y April Ashley

En 1980 se casó con Jeffrey West y en 2005 fue reconocida legalmente como mujer y se le emitió un nuevo certificado de nacimiento tras la aprobación de la Ley de Reconocimiento de Género de 2004, 27 años después que se le anuló su primer matrimonio por considerarla hombre. Ciertamente, este trámite fue apoyado por el primer viceministro del Reino Unido, John Prescott quien conocía a Ashley desde 1950. En 2012, Pacific Films y Limey Yank Productions anunciaron un proyecto para crear una película sobre la vida de April Ashley. Wikipedia.

En 2012 fue nombrada integrante de la Orden del Imperio Británico por sus servicios por la igualdad transgénero.

Entre el 27 de septiembre de 2013 y el 1 de marzo de de 2015 se celebró la exposición “April Ashley: retrato de una dama” en el Museo de Liverpool.


“45 años y cuatro meses después de convertirme en la mujer que quería ser, tenía un papel para demostrar que realmente soy April Ashley. Por fin me siento libre”. April Ashley.

En 2014 fue galardonada con honor por sus logros de su vida en los European Diversity Award a los 79 años.

April Ashley siendo galardonada en los “European Diversity Award” en 2014

Libro de April Ashley: “La primera dama (“The First Lady)”

En 2006 publicó esta auto-biografía. En este libro, Ashley cuenta la violación que vivió aún viviendo como “hombre” por un compañero de la habitación resultando gravemente herida.

Libro de Abril Ashley: “April Ashley’Odyssey”


Se puede leer aquí:
Fue publicado en el año 1882 por Duncan Fallowell.

“Desde que se publicó “My Odyssey”, los tiempos han cambiado. El término “cambio de sexo” se ha convertido en el término políticamente correcto “reasignación de género”. Las actitudes públicas en el mundo occidental se han vuelto menos críticas y más tolerantes con las diversidades sexuales. Más importante aún, los sistemas legales de muchos países han reconocido los derechos de las personas transexuales a la documentación social apropiada, a casarse y llevar una vida socialmente convencional. Ahora estoy trabajando en una nueva autobiografía que cubrirá los años desde 1980 hasta la actualidad. En el clima liberado de hoy, tengo la oportunidad (y también personalmente me siento preparada) de incluir una gran cantidad de material y detalles que se eliminaron de mi libro anterior.” (April Ashley).

Bambi

Se encuentra en el segundo lugar de la derecha en la foto.

Nació en 1935 en Argelia con nacionalidad francesa. Tiene 17 años cuando Le Carrousel llega a Argelia de gira y al verlas exclama: “¡Esto es lo que soy!

“A escondidas lucha contra su propia imagen y viste la ropa de su hermana buscando reflejar en el espejo su verdadera esencia. Jean-Pierre odia su nombre porque representa lo que no acepta ser. Cuando su madre lo descubre, lo acusa de ser homosexual. Imposible, dice ella, ser homosexual es ser hombre. Y yo soy una mujer.” (Javier Ponce Gambirazio).

Cuando llega a Le Carrousel de Parris, bajo la supervisión de Madame Arthur adopta el nombre de Bambi y se convierte en una gran estrella. Diversificó sus actividades al grabar dos películas, una en 1959 llamada Costa Azzurradirigida por Vittorio Sala y otra en 1963 llamada 90 notti in giro per il mondo dirigida por Mino Loy.

“Sigue los pasos de su amiga Coccinelle y viaja a Marruecos donde se hace una vaginoplastía. Tras varios intentos, las autoridades argelinas le emiten una nueva cédula de identidad, femenina y con su nuevo nombre. Así nace Marie-Pierre. Por fin puede pasear por las calles de París vestida de mujer, sin temor a ser atacada por la policía que ha jurado exterminar a las transexuales.” [Javier Ponce Gambirazio].

 

Póster de la película “Costa Azurra”
Póster de la película “90 notti in giro per il mondo”

“Las primeras señales de caducidad le dan la alarma alrededor de los 30 años, cuando un cliente la considera una vieja gloria del espectáculo. La vida en el cabaret no durará para siempre, hay que buscar una salida. Como nunca es tarde para retomar lo que se ha dejado a medias, vuelve al colegio, termina su bachillerato y con 33 años entra a la Sorbona donde se licencia en literatura. Luego obtiene el CAPES (Certificado de Aptitud para Profesores de Enseñanza Secundaria) y consigue una plaza de profesora en uno de los mejores sistemas educativos del mundo”. (Javier Ponce Gambirazio)

“Llega al colegio el primer día de clases muerta de miedo de que descubran su secreto. Teme que un padre o algún profesor la pueda reconocer. Cruza el patio esperando los murmullos, pero no sucede nada. Entonces comprende que nadie podría imaginar que una bailarina transexual es maestra de literatura en la escuela pública, y se relaja. Entra al salón y escribe su nombre en la pizarra, Marie-Pierre Pruvot. Empieza así su primera lección.” [Javier Ponce Gambirazio sobre el documental “Bambi”].

Fue honrada con la inducción en la Orden de las Palmas Académicas (Wikipedia).

“Sus alumnos viven agradecidos por su exigencia y su calidad pedagógica, pero sobre todo por el ejemplo de una vida dedicada a la honestidad. Luego de 29 años de docencia y dos libros publicados, Marie-Pierre Pruvot recibe la Orden de las Palmas Académicas (l’ordre des Palmes académiques), un importante reconocimiento del estado francés al mérito en el campo de la cultura y la educación. A los 81 años, Bambi sonríe y por fin el espejo le devuelve la imagen que siempre tuvo de sí misma.” [Javier Ponce Gambirazio ].

En el año 213 se publicó el documental Bambi acerca de su vida como y carrera como bailarina y showgirl.

Kiki Moustique


April Ashley y Kiki Moustique en 1958

Desgraciadamente hay muy poca información de ella.

Coccinelle

“La mujer que apasiona. El caso clínico de la historia al alcance de sus ojos”. Así rezaba el cartel que anunciaba la presencia de Coccinelle en una popular sala de fiestas. Esta es la vida de una mujer que alcanzó la fama mundial, la aprobación de la Iglesia y que recientemente se ha convertido en la primera persona transexual en Europa en tener una calle con su nombre.” [Valeria Vegas]

Nació el 23 de agosto de 1931 en Paris y falleció el 9 de octubre de 2006 en Marsella. Fue actriz, vedette, cantante e hizo una larga carrera en Argentina (Wikipedia).

Al parecer contó con el apoyo de su familia en su transición y que en algún momento se desempeñó como artillera para el ejército francés (Luis Miguel Romero)

A los 15 años abandonó la escuela, comenzó a trabajar como peluquera y a formarse como bailarina. En 1953, a los 22 años debuta en el cabaret Madame Arthur y es cuando asume el nombre de Coccinelle, debido a que en sus inicios vestía siempre de traje rojo con topos negros, como una mariquita y así fue apodada por una de sus compañeras (Valeria Vegas).

“En una ocasión, tras ser invitada a una gala anual de artistas en su París natal, averiguó a través de sus contactos el traje que iba a vestir esa misma noche Brigitte Bardot. Se puso exactamente el mismo, de manera que a su llegada fue confundida con la actriz. Todos los flashes se dirigieron a ella, mientras el público la aclamaba. Cuando poco después llegó la Bardot, ésta pasó absolutamente inadvertida.” ([Valeria Vegas].

Es considerada la “la primera transexual que se visibilizó en la prensa, la televisión y el cine como una personalidad pública” en donde su presencia generaba aglomeraciones al estilo de los Beatles hasta generar el llamado “fenómeno Coccinelle” particularmente en Argentina donde vivió con su esposo y en ese contexto cissexista las miradas y aglomeraciones partían de la hipersexualización, la transmitificación y la objetivación que Coccinelle supo explotar a su favor (Amilcar Moretti).

A finales de los años 50 viaja a Casablanca para ponerse en manos del doctor George Burou para acceder a la cirugía de reasignación genital. A su regreso como estrella de le Carrousel graba discos y funda la asociación Devénir Femme, para ayudar a otras mujeres transexuales a transicionar y participó en el nacimiento del *CARITIG,*Centre d’Aide, de Recherche et d’Information sur la Transsexualité et l’Identité de Genre (Centro de Ayuda, Investigación e Información sobre la Transexualidad y la Identidad de Género) (Crysallis)

Se casó tres veces: en 1961 con el periodista Francis Paul Bonnet, boda que fue una sensación en los medios porque se casó de blanco por la iglesia católica y su padre la acompaño al altar para lo que tuvo que ser rebautizada como parte del reconocimiento que la Iglesia le hizo a su identidad femenina, en 1966 se casó con Mario Florentín, bailarín colombiano y en 1966 con Michou, un actor transformista. (Luis Miguel Romero)

Grabó discos y participó en películas francesas y argentinas durante los años 60, tuvo exitosas temporadas con su espectáculo Cherchez la femme y fue figura exclusiva del canal 7 de Argentina en el 82 (Crysallis)

“(…)Se consagró con su exitoso espectáculo *Cherchez la femme*, mismo título de una de las varias canciones que grabó en aquel momento y que viene a traducirse como “busca a la mujer”, animando en su letra a que la examinen. Francia se rinde a sus pies hasta el punto de que en una ocasión, mientras compraba en una céntrica joyería, los viandantes descubrieron a la artista dentro del local y comenzaron a agolparse. En pocos minutos curiosos y admiradores crearon un tumulto que hacía que fuese imposible salir a la calle, por lo que tuvo que venir un helicóptero a llevársela desde la azotea del mismo edificio.” ([Valeria Vegas].

Se presentó en el Olympia de Paris con un espectáculo llamado Recherche la femme con éxito por siete meses, alternó con figuras como Edith Piaf. En 1978 se convierte en la figura estelar del Cabernet Chez Nouz de Berlín, Alemania. En el 82 vuelve a cosechar éxito en Argentina, en el 86 regresa como estrella al Madame Arthur, en los 90 presentó un espectáculo donde narraba la historia de su vida pero fue afectado por la crisis económica de la Guerra del Golfo por lo que se retiró al Sur de Francia en el 92. (Luis Miguel Romero)

Autobiografía “Coccinelle por Cocinelle”

Ahí cuenta lo mucho que sufrió en su infancia por su expresión de género y características corporales “ambiguas” y que desde la adolescencia empezaba a asumirse como transexual. Le dieron baja del ejército “por se un mal ejemplo” (Amilcar Moretti)

Otros libros

Coccinelle es él’, de Mario A. Costa (1963), ‘Los Travestis’, por Jacques-Louis Delpal (1974); y, en 2001,‘Montmartre Beaux jours… et belle de Nuit’, de Jacqueline Strahm. (Crysallis)

Videos de Coccinelle

Videos de Madame Arthur y Le Carrousel

Y también es importante recordar a quienes han quedado en el anonimato

Pensamientos al vuelo…

Varias de ellas nacieron en los años 30 en medio de cambios de normas de género de los años 20 cuando las mujeres empiezan a usar faldas cortas, pelo corto, vestir con forma masculinas, bailar alegremente e incluso fumar; y en medio de la revolución del sexo que supuso la incorporación del uso de las hormonas como el estrógeno y las cirugías de reasignación genital en los años 50. Pienso que vivir dentro de esos cambios sociales supuso mayores espacios de libertad pero acotados a estructuras rígidas y cis-binarias violentas y agresivas de la época y aún vigentes.

Las historias de muchas de ellas se remontan hacia lo que hoy llamaríamos infancias trans pero quizás derivado del adultocentrismo imperante que considera que las infancias son carentes de sexualidad y que lo contrario es perverso es que casi no hay información sobre sus infancias y la que ha llegado a nuestros días revela la violencia cissexista trans-homofóbica normalizada de la época que no ha cambiado mucho en casi cien años: rechazo y desprecio familiar; agresiones, humillaciones y acoso callejero e institucional; violencia sexual tolerada e impune; exclusión y marginación social, política y económica en contextos de penurias, pobreza y enfermedad de “vidas que no importan” y la hipersexualización como única vía de supervivencia ya sea en la calle, en el show business o en el plató.

El sexismo, el racismo y el clasismo dominante de la época se vuelven las jerarquías “normales” a escalar en la lucha por la supervivencia social y se encarna en una cis-pasabilidad aparentemente hetero que aspira a su habitabilidad moviéndose entre la Dama-Diva blanca y glamorosa con cuerpo funcional y escultural/delgado de Hollywood al estilo de Brigitte Bardot, Audrey Hepburn, Marilyn Monroe, entre otras y “una vida normal” pensándola como aquella en donde las particularidades de su diversidad humana no sean el centro de atención ni les ubiquen en estrechos espacios de reconocimiento y habitalidad pero que son sensacionalistas, sexuales, cosificantes y de mero entretenimiento como lo fue para la naciente industria de consumo de la televisión.

Sus historias se entrelazan y pienso que están tejidas por la fuerza de los lazos afectivos como elemento articulador al pasar de la incomprensible soledad para reconocerse en otras vidas a las que también les atraviesan la dolorosa experiencia de revelarse contra el sexo asignado socialmente al nacer, con todos los obstáculos de la época, especialmente por las implicaciones inciertas de someterse a tratamientos hormonales y quirúrgicos de los que tenían pocas referencias. ¿Quién sostuvo y acompañó en ese contexto de rechazo, soledad e incertidumbre sino la presencia cariñosa de otra persona, de una mano cálida, de una escucha amorosa que pasaba/vivía por lo mismo? Los grupos creados por April y Coccinelle pueden dar testimonio de estos lazos.

Pero como sucede como con cualquier mujer de la época de los 50 las opciones estaban acotadas a la narrativa del hombre cis-hetero occidental y racional: la esposa-divorciada “de” con toda la historia de violencia machista alrededor que viven el resto de mujeres diversas como sucedió con April Ashley, la feminidad superlativa que se reifica estratégicamente a sí misma como Cocinelle o el esfuerzo diario contra los prejuicios o estereotipos para abrir espacios históricamente negados como la educación como narra la historia de Bambi y muchas otras vidas trans que se pierden en la invisibilidad que proporciona la “opción” como arma de supervivencia de rehacer toda una vida desde cero, sin transición en la memoria y por lo tanto sin pasado. Hacia ellas y ellos, porque estoy segura que también hay ellos, también van dirigidos estos pensamientos.

Rebeca Garza

#RemembranzaTrans2020

#MeAmoTrans

#NosAmamosTrans

Primer Encuentro Internacional Infancias y Adolescencias Libres y Diversas – Cátedra José Emilio Pacheco (12,13 y 14 de nov de 2020)


Primer Encuentro Internacional Infancias y Adolescencias Libres y Diversas – Cátedra José Emilio Pacheco
— Leer en catedrapacheco.unam.mx/2020/10/primer-encuentro-internacional-infancias-y-adolescencias-libres-y-diversas/

#CIDH verá casos contra #Ecuador y #Honduras en noviembre por asesinato de Vicky Hernández, mujer #trans y desaparición de Luis Eduardo Guachalá, hombre con discapacidad mental


/Tomado de el diario.ec / 29 de octubre de 2020 / Se han hecho ajustes para eliminar sesgo cissexista/

La Corte Interamericana de Derechos Humanos (CorteIDH) informó este jueves que en su periodo de sesiones de noviembre efectuará una audiencia por la alegada ejecución extrajudicial de una activista trans en Honduras y otra por la supuesta desaparición de una persona con discapacidad mental en Ecuador.

Los días 11 y 12 de noviembre la CorteIDH, con sede en Costa Rica, llevará a cabo la audiencia pública, de manera virtual, por el caso Hernández y otros contra Honduras.

Este caso se relaciona con la presunta responsabilidad internacional del Estado por la alegada ejecución extrajudicial de Vicky Hernández, mujer trans y defensora de derechos humanos, entre la noche del 28 de junio y la madrugada del 29 de junio de 2009, mientras estaba vigente un toque de queda.

Según la demanda, la muerte de Vicky Hernández ocurrió en dos contextos relevantes. Por una parte, el contexto de violencia y discriminación contra personas Lesbianas, Gais, Bisexuales y Transgénero (LGBT) en Honduras con alta incidencia de actos cometidos por la fuerza pública y, por otra, el golpe de Estado ocurrido en el año 2009.

También de manera virtual, la CorteIDH realizará el 25 y 26 de noviembre una audiencia por el caso Guachalá Chimbó y otros contra Ecuador.

Este caso se refiere a la presunta desaparición de Luis Eduardo Guachalá Chimbó, persona con discapacidad mental, mientras se encontraba en un centro público de salud mental en la ciudad de Quito, en enero de 2004.

La acusación indica que el Estado vulneró el derecho a la capacidad jurídica de la presunta víctima al institucionalizarla en un centro de salud mental sin su consentimiento informado.


Asesinato de Vicky Hernández, defensora #trans de #Honduras será llevado a la #CIDH

Por http://www.conexihon.hn / 30 de octubre de 2020 / Tegucigalpa, Honduras / Se ha eliminado el sesgo cissexista en la nota origina, Rebeca Garza./


/Fuente de foto: https://www.reporterosdeinvestigacion.com/2018/01/13/honduras-las-280-muertes-de-vicky/ /

Tegucigalpa, Honduras (Conexihon).- Cerca de conmemorarse 10 años de su asesinato, el caso de la defensora trans, Vicky Hernández, se conocerá en la Corte Interamericana de Derechos Humanos (Corte IDH), por considerar la falta de cumplimiento del Estado de Honduras, para esclarecer el crimen.

La Comisión Interamericana de Derechos Humanos (CIDH) , informó que sometió el caso de Hernández, defensora de derechos humanos, ante la Corte Interamericana el pasado 30 de abril, por que el Estado no cumplió con las recomendaciones contenidas en el Informe de Fondo.

Vicky Hernández, fue víctima de una ejecución extrajudicial, la noche del 28 de junio de 2009, en San Pedro Sula. Iniciando ese día un golpe de Estado en el país, y se había declarado un toque de queda (restricción de circulación).

Además, era integrante del Colectivo “Unidad Color Rosa” y del Colectivo “TTT” en San Pedro Sula, donde realizaba su labor de defensoría de las personas trans.

Para la CIDH, dicho asesinato ocurre en dos contextos: violencia y discriminación, marcada con alta incidencia de actos cometidos por la fuerza pública contra personas con orientación Lésbico, Gay, bisexuales y trans (LGBT) en Honduras;  por otra parte era el contexto del golpe de Estado contra Manuel Zelaya Rosales.

De acuerdo a las características del caso, la CIDH determinó que el hecho contra Hernández, constituyó “un supuesto de violencia por prejuicio con base en su identidad y expresión de género”.

Asimismo, de acuerdo con la Comisión, el Estado hodnureño es responsable por la violación del derecho a la vida, a la integridad personal, a las garantías judiciales, a la honra y dignidad, a la libertad de expresión, a la igualdad y no discriminación y a la protección judicial, todos ellos reconocidos en la Convención Americana de Derechos Humanos.

Como un camino “largo y tumultuoso” en búsqueda de justicia para Vicky Hernández, describió este proceso la Red Lésbico Feminista Cattrachas en un comunicado.

“Marca un hito en la defensa de los derechos de las personas LGTTBI a nivel nacional e internacional; que, aunque no ha sido fácil, ahora se convierte en una oportunidad para reivindicar la lucha por el reconocimiento de la dignidad humana de las personas sexo-género diversas”, puntualizó la organización hondureña, quien es una de las litigantes del caso.

Por último, la CIDH recomendó al Estado de Honduras la reparación integral de las violaciones a los derechos humanos, adoptando medidas de compensación económica, del mismo modo disponer de atención en salud física y mental necesarias y bajo su consentimiento para la rehabilitación de la familia, de la mujer trans y defensora de los derechos humanos, asesinada en 2009.

Por primera vez en una década, se ha abierto la posibilidad de lograr justicia a través de una sentencia que reconozca y sancione las violaciones ocurridas en el transfemicidio de Vicky Hernández”, expuso Cattrachas.

En esta puerta abierta, en búsqueda de justicia para Vicky, se quiere sellar las bases para el desarrollo integral de la sociedad hondureña, y la construcción de un Estado inclusivo que cumpla con el principio de igualdad ante la ley, puntualizó.

El Observatorio de Muertes Violentas de la Red Lésbica Cattrachas, resgistró en los últimos diez años, 307 crímenes contra personas de la comunidad LGBTTI, de los cuales apenas 65 casos han sido judicializados.


Se cumplen 12 años de la desaparición forzada de Eduardo Guachalá en #Ecuador

Fuente: http://www.asfadec.org / Por Mayra Caiza / 30 de octubre de 2020 Se ha eliminado el sesgo capacitista de la nota original, Rebeca Garza

“A mi hijo yo lo dejé en el hospital y nunca más lo volví a ver” [[1]](http://www.inredh.org/index.php?option=com_content&view=article&id=804:2016-02-01-17-07-33&catid=74:inredh&Itemid=49#ftn1) 
Zoila Chimbo (madre de Luis Guachalá Chimbo)


Han trascurrido 12 años de la desaparición de Luis Eduardo Guachalá Chimbo, joven con discapacidad mental que fue visto por última vez el 10 de enero de 2004, en el Hospital Psiquiátrico Julio Endara de la ciudad de Quito, lugar donde se encontraba internado.

Luis Eduardo por sus problemas de salud y por sus crisis convulsivas tuvo que ser internado el 10 de enero de 2004 en el Hospital Psiquiátrico. El objetivo: mejorar su salud, sin embargo, esto no ocurrió. El 12 de enero del mismo año, su madre Zoila Chimbo acudió a visitar a Luis Eduardo al Hospital pero no pudo verlo. Según información proporcionada por los médicos, no era conveniente que lo viera debido a que los pacientes, al recibir a sus familiares, en muchas ocasiones se agitan y quieren irse con ellos”. [2]

Han transcurrido 4402 días desde la desaparición forzada de Luis Eduardo y el personal del Hospital ni el Estado ha logrado responder ¿Dónde está? ¿Qué le sucedió? ¿Quién se lo llevó? ¿Qué le hicieron?

La desaparición forzada , de acuerdo al artículo 2 de la Convención Interamericana sobre Desaparición Forzada de Personas, es considerada como “la privación de la libertad a una o más personas, cualquiera que fuere su forma, cometida por agentes del Estado o por personas o grupos de personas que actúen con la autorización, el apoyo o la aquiescencia del Estado, seguida de la falta de información o de la negativa a reconocer dicha privación de libertad o de informar sobre el paradero de la persona, con lo cual se impide el ejercicio de los recursos legales y de las garantías procesales pertinentes”.


Zoila Chimbo (madre de Luis Guachalá Chimbo)

Frente a esta situación los Estados parte de la Convención, según el artículo 1 de dicho instrumento, se comprometen a:

a. No practicar, no permitir, ni tolerar la desaparición forzada de personas, ni aun en estado de emergencia, excepción o suspensión de garantías individuales;
b. Sancionar en el ámbito de su jurisdicción a los autores, cómplices y encubridores del delito de desaparición forzada de personas, así como la tentativa de comisión del mismo;
c. Cooperar entre sí para contribuir a prevenir, sancionar y erradicar la desaparición forzada de personas; y
d. Tomar las medidas de carácter legislativo, administrativo, judicial o de cualquier otra índole necesarias para cumplir con los compromisos asumidos en la presente Convención.

El Estado ecuatoriano ha ratificado la Convención Interamericana sobre Desaparición Forzada de Personas por la tanto tiene la obligación de cumplir con lo establecido en la Convención, sin embargo, en el presente caso las instituciones públicas no han realizado las acciones pertinentes con el fin de investigar, sancionar y reparar la desaparición forzada de Luis Eduardo Guachalá Chamba.

Desde el año 2004 la señora Zoila no ha logrado encontrar a su hijo a pesar haber interpuesto acciones legales con el fin que el Estado ecuatoriano responda por el paradero de Luis Eduardo quien se encontraba, al momento de su desaparición en una unidad médica estatal a cargo del Ministerio de Salud Pública del Ecuador.


“A los cuantos años no hacen nada, fueron hacer el allanamientos, fueron como a buscar a un animal. [[3]](http://www.inredh.org/index.php?option=com_content&view=article&id=804:2016-02-01-17-07-33&catid=74:inredh&Itemid=49#ftn3)  (Zoila Chimbo, madre de Luis Guachalá Chimbo)

Entre las acciones que presentó la madre de Luis Eduardo, según información de los Archivos de la Fundación Regional de Asesoría en Derechos Humanos, constan:

  1. El 3 de febrero de 2004, la madre del paciente presentó la denuncia de la desaparición de su hijo ante la Policía Judicial de Pichincha, iniciándose así una investigación que está a cargo de la Fiscalía de Pichincha. Hasta el momento, transcurridos doce años desde que se interpuso la denuncia sin lograr encontrar a Luis Eduardo.
  2. El 2 de abril de 2004, Inredh presentó ante la Defensoría del Pueblo una acción defensorial por la desaparición del señor Guachalá Chimbo. De esta denuncia avocó conocimiento la Dirección Nacional de la Tercera Edad y Discapacitados, sin que hasta el momento las acciones desplegadas por esa Dirección hayan tenido resultados.
  3. El 22 de noviembre de 2004, Inredh presentó una acción de hábeas corpus ante el Alcalde del Municipio Metropolitano de Quito, haciéndole conocer sobre la desaparición. Mediante providencia de 14 de diciembre de 2004, la Alcaldía del Distrito Metropolitano de Quito califica la solicitud de hábeas corpus presentada a favor del Señor Guachalá y ordena que la audiencia respectiva se realice el 15 de diciembre de 2004. El día y hora señalados para la audiencia de hábeas corpus, jamás se presentó al señor Guachalá y el Director de la Unidad de Hábeas Corpus informó al equipo jurídico de Inredh que la audiencia no se realizaría puesto que el señor Guachalá no iba a ser presentado, ya que no se encontraba en el Hospital Psiquiátrico “Julio Endara”.
  4. El 16 de diciembre de 2004 se presentó un escrito al Alcalde del Distrito Metropolitano de Quito solicitándole que resolviera la causa sin que se haya tenido respuesta alguna hasta el momento. Se ha acudido en varias ocasiones a la Unidad de Hábeas Corpus del Municipio del Distrito Metropolitano de Quito, con el afán de insistir que se resolviera esta acción. La respuesta ha sido que se ha archivado el expediente puesto que en este caso no se va a emitir resolución.
  5. El 19 de abril de 2005, tras casi cinco meses desde la presentación de la acción de hábeas corpus sin que se haya dictado una resolución, se consideró que ésta ha sido negada por el Alcalde del Distrito Metropolitano de Quito; por tanto, Inredh apeló la decisión ante el Tribunal Constitucional.

El Tribunal Constitucional en su resolución 0076 – 2005-hc estableció que no se pueden cerrar las investigaciones que tenían como finalidad encontrar al desaparecido, “ esta posición que asume esta Sala del Tribunal Constitucional, que es la de dejar abiertas alternativas válidas a los familiares del desaparecido, también se hace extensiva a la Defensoría del Pueblo, Ministerio Público, y cualquier otra institución estatal que esté en la obligación jurídica de comprometer su esfuerzo para coordinar acciones entre ellas con el objetivo de dar con el paradero del señor Luis Guachalá Chimbo, sin que ninguna de ellas pueda cerrar sus procedimientos de investigación y ejecución hasta que la causa encuentre una resolución definitiva”.  [4]

Lamentablemente, los recursos interpuestos en instancias nacionales no han dado resultados efectivos hasta la presente fecha. Luis Eduardo Guachalá Chimbo continúa desaparecido y ninguna institución estatal ha dado la importancia necesaria al caso.

En el año 2007, la señora Zoila Chimbo, el Centro de Derechos Humanos de la Pontificia Universidad Católica del Ecuador, la Fundación Regional de Asesoría en Derechos Humanos (Inredh) y la Comisión Ecuménica de Derechos Humanos (Cedhu) presentan la denuncia ante la Comisión Interamericana de Derechos Humanos.

El primero de noviembre del año 2010 la Comisión Interamericana de Derechos Humanos declara admisible la petición contra el estado de Ecuador. En la actualidad se encuentra en etapa de fondo dentro de la Comisión. Su familia continúa buscando justicia.

“Lo que quiero es que haya justicia eso es lo único que pido”. [[5]](http://www.inredh.org/index.php?option=com_content&view=article&id=804:2016-02-01-17-07-33&catid=74:inredh&Itemid=49#ftn5) (Zoila Chimbo, madre de Luis Guachalá Chimbo)

Se espera que el caso llegue a la Corte Interamericana de Derechos Humanos (Corte IDH) y que este organismo obligue al Estado ecuatoriano investigar la desaparición forzada de Luis Eduardo Guachalá, sancionar a los responsables y reparar de manera integral a las víctimas. Mientras tanto la señora Zoila, amistades de la familia y organizaciones de derechos humanos continuaremos buscando justicia por la desaparición de Luis Guachalá.

Texto publicado originalmente en Inredh /Mónica Vera Puebla 

FUENTES:
* Conversatorio «Voces Ausentes, lo que no sabemos de las personas desaparecidas», Testimonio de la señora Zoila Chimbo madre de Luis Eduardo Guachalá. Ver en:   https://www.youtube.com/watch?v=kxH6jg641tI
* CIDH. Petición 247-07, presentada ante la Comisión Interamericana de Derechos Humanos.
* CIDH. Informe de Admisibilidad 141/10. Luis Eduardo Guachalá Chimbo vs. Ecuador.
* Convención Interamericana sobre Desaparición Forzada de Personas.
* INREDH. Archivo del Caso Guachalá.
* INREDH. Boletín No. 3. El Tribunal Constitucional: Una de cal y otra de Arena el Caso Guachalá. Ver en: http://www.inredh.org/index.php?option=com_content&view=article&id=51 :boletin-no-3-el-tribunal-constitucional&catid=29:boletines&Itemid=29

             Testimonio de la señora Zoila Chimbo madre de Luis Eduardo Guachalá. Ver en:  https://www.youtube.com/watch?v=kxH6jg641tI
             Petición 247-07, presentada ante la Comisión Interamericana de Derechos Humanos, párr. 7
             Testimonio de la señora Zoila Chimbo madre de Luis Eduardo Guachalá. Ver en:  https://www.youtube.com/watch?v=kxH6jg641tI
             Petición 247-07, presentada ante la Comisión Interamericana de Derechos Humanos, párr. 24
             Testimonio de la señora Zoila Chimbo madre de Luis Eduardo Guachalá. Ver en:  https://www.youtube.com/watch?v=kxH6jg641tI

#Blog_Personal

#NotiTrans #Elecciones #EU #Louisiana Peyton Rose Michelle se convierte en la primera mujer abiertamente #trans elegida para un puesto político en #Louisiana


Fuente: Daily Advertiser / Por Victoria Lafayette / 18 de Julio de 2020 / Traducción libre por Rebeca Garza

Peyton Rose Michelle se convierte en la primera mujer abiertamente #trans elegida para un puesto político en #Louisiana

Era sábado por la noche y Peyton Rose Michelle estaba haciendo todo lo posible para ignorar los resultados de las elecciones hasta la mañana siguiente.

Pero cuando se sentó en su cama y miró su teléfono, vio cientos de notificaciones, que solo podían significar una cosa.

“Acabo de hacer historia”, dijo.

Michelle acababa de convertirse en la primera mujer abiertamente transgénero elegida para un puesto político en Louisiana.

La joven de 22 años ganó su escaño en el Comité Central del Estado Demócrata para el 46º Distrito A, que representa las parroquias de San Martín, Iberia y St. Landry. Ella venció a su oponente 614 por 304 votos.

Papeleo, plataforma y posición

El último día de calificación para el curul, recibió una llamada de un amigo que le preguntaba si quería postularse. En ese momento, el puesto no tenía oposición y Michelle estaba en la junta directiva de dos organizaciones sin fines de lucro políticas que apoyan a la comunidad LGBTQ +, por lo que tenía los conocimientos y el impulso.

En Louisiana, los curules del Distrito tienen una posición A y B, una para mujeres y otra para hombres. El último día de calificación, Michelle pasó horas yendo y viniendo del secretario de la corte en Breaux Bridge al registro de votantes en St. Martinville porque no había cambiado el marcador de género en su licencia.

Después de llamar a un abogado amigo, un juez firmó los documentos necesarios para ejecutar. Para entonces, alguien más se había unido a la carrera, por lo que Michelle tuvo que armar una campaña.

Decidió quedarse con las redes sociales como su principal fuente de campaña, sin necesidad de ir de puerta en puerta por la COVID-19.

Su plataforma se centró en el antirracismo y la responsabilidad del gobierno. El mensaje resonó, con más votantes que se presentaron para llenar las boletas en su nombre de los que se colocaron para el puesto 46 del Distrito A en total en las elecciones anteriores.

‘Todos ustedes podrían estar haciendo más’

Con las posiciones de Michelle, ella es esencialmente una representante del partido electa para el Comité Central del Estado Democrático. La mayoría de lo que hace el comité es la determinación de la plataforma: lo que el Estado Parte quiere abordar y lo que representa.

Su objetivo es reforzar el presidente y la junta de resolución dentro del partido, así como aumentar los fondos y elevar a los candidatos.

“Creo que las resoluciones son realmente poderosas para los partidos porque hoy en día realmente no están construyendo una plataforma en el mismo grado que antes, solo son una especie de sistema de apoyo y una etiqueta”, dijo. “Podrían estar haciendo más, podrían estar presionando a su candidato, ustedes son los funcionarios electos”.

Actualmente hay 39 “personas transgénero, no conformes con el género y de dos espíritus” que ocupan cargos electos en los Estados Unidos, según el Fondo de Victoria LGBTQ.

En general, hay 843 funcionarios elegidos abiertamente LGBTQ + en los EE. UU., Un aumento del 21 por ciento con respecto al año pasado y un aumento del 40 por ciento en los funcionarios electos de mujeres trans, según el informe 2020 Out for America.

Para tener una representación equitativa para la comunidad LGBTQ +, con el 4.5 por ciento de los adultos de EE. UU. Identificados como LGBTQ + según el Instituto Williams de la UCLA, 22.544 personas LGBTQ + más deben ser elegidas de acuerdo con “Convertirse en candidata” por Jennifer L. Lawless.

Solo el 0.17 por ciento de los funcionarios electos de EE. UU. Se identifican como LGBTQ + actualmente.

Creciendo en Breaux Bridge

Michelle recuerda haber sido intimidada desde primer grado. La secundaria fue peor. La primera vez que publicó una foto con maquillaje, la imagen se volvió “viral en la escuela”.

Para el baile de graduación, prometió a la escuela que demandaría si no le permitían usar un vestido. Ella apareció con un vestido negro y beige hasta la rodilla.

“Desarrollé mucha capacidad de recuperación sobre mi vida. Pasé la mayor parte de mi vida hasta este momento muy deprimida y suicida”, dijo. “Dicen que el trauma y todo lo que realmente ayuda a edificarte como persona. Todos lo tratan a su manera. E hice todo lo posible para tratarlo de la manera más positiva posible e intentar aprender todo lo que pude. Sobre mí y sobre otras personas, me siento resistente porque sabía que esas personas no estaban contentas consigo mismas hasta cierto punto y no se trataba de mí.”

“Pero sabes, era mi vida. Me adapté y evolucioné o morí”.

En lugar de asistir a la universidad directamente de la escuela secundaria, Michelle se tomó su tiempo para su salud mental y para descubrir en qué quería especializarse. Ahora es actualmente una estudiante de primer año de ciencias políticas en la Universidad de Louisiana en Lafayette con el objetivo de convertirse en abogada. .

A menudo ha pensado en irse de Louisiana. Pero entonces nada cambiaría en su ciudad natal, en su estado natal.

“No quiero mudarme fuera del estado. Solía querer ir a un lugar mejor, pero trabajar con Trans Advocate realmente me ha enseñado que hay mucho que hacer aquí”, dijo. “En mi opinión, el mayor problema que las personas tienen con las personas trans es su propia falta de educación y comprensión”.

Michelle aprendió de las elecciones que, a pesar de las dificultades que enfrentó al crecer, el distrito la apoya y cree en ella. La eligió a ella.

“Creo que eso fue realmente abrumador para mí”, dijo. “Todas estas personas votaron por mí. Confiaron en mí, confiaron en mí”.

Póngase en contacto con Victoria Dodge en vdodge@theadvertiser.com o en Twitter @Victoria_Dodge

[Video] Reportaje “Santuario, el inesperado refugio para mujeres indígenas #trans en #Colombia” por ‪@bbcmundo


Samantha Siagama, mujer transgénero embera

“La ambición de Samantha y su grupo es grande: que se le reconozca a ella y a su grupo como una parcialidad pero nunca antes se ha creado una comunidad indígena transgénero, no parece tarea fácil, sobre todo porque necesitan el apoyo de las autoridades indígenas que creen que merecen un castigo”

BBCMundo

“Las indígenas trans, en particular, están en Santuario y no porque Santuario tenga una política en particular LGBTI, de equidad y de inclusión de género o como un discurso abierto a la sexualidad. Se vienen a esta zona claramente a trabajar en la recolección de café como muchos otros indígenas pero no se van de la zona, es decir, deciden continuar su tránsito en Santuario porque lo que ellas quieren venir hacer acá, o lo que están haciendo acá desde hace un año, que las conocí, es redefinir una forma de ser embera, es decir, otras formas de ser persona, de construirse como persona, pero además construir colectivamente comunidad indígena”

Jairo Tabares, antropólogo
Bella, mujer transgénero embera

“Sí, yo quiero que sea una comunidad porque me parece bueno que se genere una comunidad para que otras muchachas no sufran más”

Bella, mujer transgénero embera

“Todas las muchachas me dicen: Ah, Samantha cuando vamos a hacer danzas, vamos a preparar eso. Aunque en ese momento no sabemos si la comunidad va a nacer, pero vamos a presentar esas danzas y cómo podemos seguir más adelante” (…) La gente dice: Samantha, si usted luchando, se sale esta comunidad transgénero ¿nosotras, mujeres, también metemos en eso ¿si puede?, así me preguntan. Y yo le digo: Sí, sí puede. Yo no rechazo. Sí, eso va a existir”.

Samantha Siagama, mujer transgénero embera